¿Anorexia? ¿Bulimia? - familia, Mujeres hacia la excelencia, Secretos de mujer - Alva de Contreras » Alva de Contreras

¿Anorexia? ¿Bulimia?

El ser humano fue creado por Dios en una forma integral, y por lo tanto, debe ser cuidado en una forma integral.  Si el cuerpo está sufriendo de trastornos alimentarios, el alma y el espíritu son afectados, o si cualquiera de las otras partes sufre, las demás sufren también.    Las palabras de Jesús en Juan 16:33:  En el mundo tendréis aflicción, pero confiad, yo he vencido al mundo”, nos alientan, pues sabemos que como parte de la raza humana, tendremos que enfrentar aflicciones físicas, emocionales y espirituales.   Pero, para poder sobrellevarlas, necesitamos la intervención de Jesucristo quien experimentó dolores y angustias, y él es el único capaz de entender lo que pasa en lo más profundo de toda persona en este mundo y sabe cómo ayudar.  Podemos contar con el poder de Su fuerza, sus promesas y  el auxilio del Espíritu Santo.

Quiero llamar su atención para reflexionar acerca de los trastornos de la Anorexia y de la Bulimia.

ANOREXIA (significa «sin apetito»): Es un trastorno de la conducta con desviaciones en los hábitos alimentarios que se expresa por un rechazo contundente a mantener el peso corporal en los valores mínimos aceptados para una determinada edad o estatura.

BULIMIA (significa «hambre de buey»): Es la ingestión rápida de una gran cantidad de alimento en un periodo corto de tiempo, seguida de la provocación

del vómito, y/o del uso en forma indiscriminada de diuréticos y/o laxantes y/o ejercicio excesivo con el fin de anular el efecto de los alimentos consumidos.

Existen factores que contribuyen a llevar a una persona a ser anoréxica, por ejemplo donde hay familias rígidas, estrictas y poco tolerantes.

Igualmente la persona bulímica, viene de familias conflictivas, con antecedentes de alcoholismo, depresión, drogadicción y obesidad.

Los factores culturales y ambientales son muy determinantes en relación a La imagen ideal del cuerpo de la mujer la cual ha cambiado de manera radical en los últimos años, cada día se les exige que sean más delgadas, casi todas las modelos son anoréxicas o bulímicas y como las adolescentes tienen la característica de imitación y es el modelo a seguir, las orilla a buscar de cualquier manera y a costa de todo lograr ese objetivo.

El padecimiento de la anorexia no aparece de la noche a la mañana y algunas actitudes que parecen ser muy sanas como empezar a cuidar su alimentación, hacer ejercicio, tomar más líquidos, se vuelven cada día, mas y más exageradas hasta llegar al deterioro físico y mental.

Ante esta situación, creo que es necesario un tratamiento donde se combine de manera integral el tratamiento médico, el nutricional, el psicológico,  tratamiento de fisioterapia y buscar la ayuda espiritual.

Para los padres, quiero dejar algunas recomendaciones:

  • Aprender a reconocer y expresar los sentimientos.
  • Aprender a aceptar que nadie es perfecto y que todos cometemos errores.
  • Aprender a expresar sin temor nuestro cariño y nuestra aceptación a los hijos.
  • Saber escuchar y tratar de entender el mensaje de nuestros hijos.
  • Estar alerta a las actitudes y conductas de nuestros hijos y en caso de detectar algún cambio, proceder con cautela y confianza hacia ellos, para detectar el origen del mismo.
  • No ridiculizar ni hacer bromas acerca de la forma de vestir o de la figura o del peso de otras personas.
  • Procurar hacer comidas en familia, todos juntos para promover la interacción familiar, dedicándole el tiempo suficiente en un ambiente tranquilo y agradable.
  • Establecer un horario de comidas.

El enemigo de Dios y de los hombres, trata de estropear los planes perfectos de Dios e incita a  las personas a desobedecer a su Creador.  Una de las tácticas satánicas es destruir  el cuerpo que es el templo del Espíritu Santo y las personas lejos de Dios, caen en destrucción y lazo.

La Biblia dice: “Sin mi nada podéis hacer” Juan 15: 5.

 “Venid a mi todos los que estáis trabajados y cargados y yo os haré descansar” Mateo  11:28.

Al llegar a una comprensión y aceptación de quienes somos, para qué estamos

aquí y hacia dónde vamos, muchos problemas físicos se resolverán.

Romanos 12:1,2. “Así, que hermanos os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional.

Si cambia su manera de pensar cambiará su manera de vivir.

Dios te bendiga,

Su hermana y amiga,

Alva Vargas de Contreras.

www.alvadecontreras.com

 

 


Escribe Tu Comentario

Similares: